jueves, mayo 18, 2006

Odisea 2036 Benicassim (Capítulo I)

Una buena nueva en la vida de los Vaguitos. El quinto sin ascensor ya es nuestro. Hemos pasado un mes y medio de amargura encubierta con juegos, inspiración literaria y demás estrategias para que no nos influyera demasiado. Sensaciones de impotencia, de deseos rotos, apañados por el amor que Xavito y yo nos tenemos. Así comenzó nuestra odisea.

Paseábamos por Benicassim después de hacernos nuestro aperitivo-comida de los sábados y domingos en el Eurosol, un chiringuito de Benicassim que limita con el mar. Yo estaba un poco floja de ánimos por pensamientos dedicados a mi tierra y esas cosas. Hacía tiempo, desde el verano pasado, para ser más precisa, que buscábamos un apartamento para cumplir nuestro sueño. Vivir mirando el mar. De pronto, Xavito vió un apartamento en venta con terraza enorme que acogía una mesa de Coca Cola con seis sillas de Sprite.

– ¡Mira Verito, se vende ese apartamento, me encanta!. Llama, corre, apunta el teléfono.
– No, Xavito, otro día, que hoy estoy desanimada, no sé qué me pasa.
– Vale mi amor, lo veremos otro día.

Pasaron varias semanas, y la avidez por un apartamento en la playa de Benicassin se acrecentaba. Decidimos hacer una búsqueda mucho más intensa de la que veníamos haciendo semana a semana, por internet, in situ, o por boca de conocidos. Volvimos a mirar desde fuera, el quinto sin ascensor, un edificio de unos 30 años, con terrazas de rejas negras, abrazado por los cables vistos de la luz, rodeado de árboles, con un espacio para dejar bicicletas en el parking y una ducha para quitarse la arena al volver del baño marino. Por fuera nos gustaba, tenía ese aire encantador de los veranos del 78, que me hacía recordar cuando vacacionaba en Mar del Plata o en Villa Gesell.

Llamamos por teléfono para quedar con los dueños y que nos lo mostraran.
Al fin llegó el día, la tediosa subida no hizo que nuestro deseo se opacara; con el abrir de la puerta ya supimos que era la casa que nos identificaba, el sitio donde queríamos vivir. Un pasillo que cada cuatro pasos nos mostraba una habitación nueva, en total tres. La luz que se colaba por las ventanas, nos decía sí. Ibamos adentrándonos en la casa y el aroma a brisa marina no pedía permiso para visitar nuestro olfato. Lo sentíamos, penetraba. El baño, que nos gustó poco, tampoco fue motivo para que abandonaramos la sensación de estar en nuestro hogar. Llegamos a la cocina azul y madera de pino joven, brillante, adornada por donde la miraras con imágenes y elementos publicitarios de Coca Cola. Me llamaba la atención. Al final de la personalizada cocina salimos a una galería grande. Ese momento fue cuando nuestra imaginación se disparó, nos veíamos preparando arroces, con un Dry Martini en la mano y mirando al Mediterraneo. Entramos al comedor y casi ni lo miramos. Al estar todo acristalado y con las cortinas corridas no pudimos reparar en ese ambiente, sólo veíamos el agua, un espejo gigante y movedizo que nos saludaba ayudado por el viento, que parecía traerlo a casa. Esa terraza que habíamos visto por fuera, con el cuello quebrado hacia arriba, nos estaba sosteniendo y nuestras manos apoyadas en los barrotes negros no querían soltarse.

Estoy súper cansada hoy. No puedo continuar con la Odisea, y no quiero agobiarlos. Esta historia es mejor de a sorbitos porque es un poco larga. Mañana más.


6 comentarios:

IVAN dijo...

bien,pronto nos comeremos un asado argentino en esa fabulosa terraza con vistas al mediterraneo........................ENHORABUENA!!!!!!!!!!

ChocoLatina Blog dijo...

Gracias Ivancete!!!
Ya sabés que podés venir cuando quieras y sin previo aviso...

Vicente dijo...

Yo me apunto al asado argentino, o español, me da igual, el caso es apuntarme. ¡Que lo disfruteis!

Vicente dijo...

Yo me apunto al asado argentino, o español, me da igual, el caso es apuntarme. ¡Que lo disfruteis!

ChocoLatina Blog dijo...

Te esperamos Vicente, venite preparado para hacernos el numerito nuevo para la página.

dadebuenosaires dijo...

por fin tengo mi apartamento !!!!!
ahora si que voy a vivr a españa !!!
yo sabia que me harian ese regalito !!!!!!!!
graciassssssssssssssssssssss
da