lunes, septiembre 15, 2008

La burra hinchable de Pedrito

Generalmente no suelo hablar de mis compañeros en el blog, ya lo hago en el trabajo, pero hoy puedo afirmar fehacientemente que vale la pena.

Me anticipo a hablar de este tema cuando en realidad tendría que haber contado nuestro domingo curioso y "frangelico", pero estoy exitada con este tema.


Mi compañero Pedrito, uno de los carretilleros se compró una máquina de esquilar cabezas humanas, por el módico precio de 29€, y decidió amortizar la compra con cuatro o cinco esquiladas de la suya propia. Lo cierto de todo esto es que la cabeza le quedó tal cual uno de los protagonista de la publicidad de aquarios, de la colifata, y hoy fue el tema del día.


Puedo asegurar que su cabeza le quedó como cuando quisimos pelar a nuestro perro Dany, que el pobre hasta tenía vergüenza de salir a la calle, pero Pedrito no, va por el mundo con un par y con una sonrisa de oreja a oreja porque además este look es especial para su próxima despedida de soltero.


Nos ha contado que tiene la burra preparada, nosotros pensamos que era una de verdad, por la ilusión que tiene claro, pero no, resulta que es una hinchable del sex shop del que es habitué.


Como no pude hacerle fotos quise dejar plasmado este momento para que no se me olvide, pero si puedo haré tres o cuatro fotitos para que se pueda ver al detalle.


Nooo, fotos de la burra noooo, sólo del corte de pelo.


2 comentarios:

Patri dijo...

pero la burra para qué es, para follársela??? Jajjajajjaja! en serio es para eso? La gente tiene unos gustos extraños, jajjajajajja... No sería más discreto una vagina en lata? porque una burra hinchable llama la atención un huevo, ajjajajaj!!!! y además, se hincha a pulmón?? Y por dónde se sopla el aire? Jajajajajjajaj NO ME LO QUIERO IMAGINAR!!!!!

raYmo dijo...

Curiosa historia de la que me quedo con el montaje de la foto que es, por si solo, autoexplicativo :)
Deseale a Pedrito la mas feliz de las despedidas de soltero y que utilice convenientemente la esquiladora.